Solsticio Invernal (muy especial)

Hay dos fechas en el calendario que, por su simbolismo, me atraen. La primera es el solsticio de verano. Siempre que estamos en un lugar adecuado hacemos una hoguera y la saltamos para intentar alejar lo malo y “renacer” purificados. La segunda fecha es el solsticio de invierno, el día más corto del año. Esto es así porque se trata del momento en que la tierra está más inclinada con respecto al sol, y por ello recibe menos luz.

Saltando la Hoguera de San JuanEste momento era considerado por muchas culturas como inicio del año, y ese es el motivo de las celebraciones. En la cultura celta, la festividad del solsticio de invierno recibía el nombre de Yule. El Yule designa el momento en que la rueda del año está en su momento más bajo, preparada para subir de nuevo.

El simbolismo de esa fecha estaba relacionado, entre otras manifestaciones con el ´árbol. De ahí viene la “tradición” cristiana del árbol de Navidad. Los antiguos celtas creían que el árbol representaba un poder, y que ese poder protegía y ayudaba. Era costumbre adornar las casas con hiedra, por dentro y por fuera, y poner guirnaldas de acebo y los colores empleados para los adornos eran el color rojo, símbolo del nacimiento (por su asociación con la sangre del parto), y el verde, símbolo de la tierra, ya que se consideraba que, al empezar los días a ser más largos, era entonces cuando verdaderamente empezaba a resurgir la vida en la tierra. La palabra solsticio viene de las palabras latinas sol (el sol) y sistere (hacer que se quede fijo). Nuestros antepasados observaron que, en un momento dado, el sol alcanzó un punto cerca del solsticio que parecía que permanecía la luz o la oscuridad la misma cantidad de tiempo durante varios días en vez de hacer un cambio gradual. Las personas a través del tiempo, por todo el mundo,  han experimentado los efectos del solsticio. Muchas culturas lo imaginaron como una batalla entre la oscuridad y la luz, del bien y el mal. Los fuegos a menudo fueron encendidos todo la noche para “ayudar” el sol. Si el bien “ganaba” la batalla, las horas de luz comenzarían a extenderse otra vez.

Este solsticio del año 2006, ha sido aprovechado por dos activistas por la Paz, para extender una iniciativa que, a priori, puede soñar extraña, curiosa o divertida. Se trata del “orgasmo global” La idea consiste en alcanzar un orgasmo el día 22 de diciembre, con quien desees, a la hora que desees y con la privacidad que necesites. Según los organizadores se trata de provocar un cambio positivo en el campo energético de la Tierra mediante la mayor oleada de energía humana posible en un “¡Orgasmo Global Sincronizado” . A fecha de hoy aun no se notan mucho los resultados. Será que se ha intentado poco.

Anuncios

5 pensamientos en “Solsticio Invernal (muy especial)

  1. Pingback: Inti Raymi – Perú

  2. Hola Nuvamis.

    Esto es un pequeño homenaje a la novela de Vargas Llosa “La tía Julia y el Escribidor”.

    En esta novela se habla de escribidores ya que, por las circunstancias, deben escribir ingentes cantidades de texto lo que, en algunos casos, les lleva a la locura. En mi caso muchas veces por las prisas y los trabajos me he sentido más “escribidor” que escritor. En cualquier caso es una pequeña broma con el lenguaje que espero sepáis comprender….

    salud!!

  3. La palabra “escribidor” suena como una guitarra desafinada. Supongo que a nivel local será un término más o menos usable, pero en un español correcto no lo es.
    Lo correcto es “escritor”.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s